23 Junio 2017
Iniciar sesión Registro

Login

Usuario
Password *
Recordarme

Crear una cuenta

Los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios.
Nombre
Usuario
Password *
Verificar password *
Email *
Verificar email *
Captcha *
Usted esta aqui: Usted está aquí:Medicina & Laboratorio>2012>Otros artículos>Guía para la atención clínica integral del paciente con enfermedad de chagas

Guía para la atención clínica integral del paciente con enfermedad de chagas

Edison Muñoz Ortiz, Luis Guillermo Toro Rendón

1. Antecedentes

La enfermedad de Chagas es el resultado de la infección por Trypanosoma cruzi, un protozoario que tiene como reservorio diversos animales salvajes en zonas rurales de varios países de Suramérica y América Central, y que es transmitido al hombre por insectos hematófagos. La fase aguda de la enfermedad pasa generalmente inadvertida, pero en los últimos años se ha incrementado la detección de casos de considerable gravedad clínica y una importante letalidad. La infección crónica con T. cruzi, puede llevar a una cardiopatía con diferentes grados de severidad, que en algunos departamentos Colombianos constituye una causa importante de efermedad cardiaca, incapacidad y reducción de la expectativa de vida.

En Colombia, la infección por Trypanosoma cruzi se ha detectado con frecuencia a lo largo del valle del río Magdalena, en la región del Catatumbo, la Sierra Nevada de Santa Marta, el piedemonte de los Llanos Orientales y la Serranía de la Macarena. Los departamentos que presentan una mayor endemia son: Santander, Norte de Santander, Cundinamarca, Boyacá, Casanare y Arauca, y más recientemente se ha comenzado a documentar la importancia de este problema en comunidades de la Sierra Nevada de Santa Marta.

En el país se han hecho avances importantes en la identificación del área endémica, el control de la transmisión transfusional y el control vectorial en varios municipios con alta infestación por triatominos. Sin embargo, hay vacíos importantes sobre el acceso al diagnóstico, la calidad y cobertura de atención de la fase crónica, tanto en lo relacionado con tratamiento etiológico como con el manejo de la cardiopatía. Con respecto a vigilancia y manejo de los casos agudos, por otra parte, hay tres situaciones que requieren especial atención: la persistencia de áreas con infestación domiciliar por triatominos, el riesgo de transmisión por triatominos no domiciliados y la creciente ocurrencia de brotes de transmisión oral.

Por tratarse de una enfermedad con una historia natural compleja, con frecuencia se manejan conceptos equivocados que distraen los esfuerzos de las instituciones. La detección oportuna y el manejo adecuado de esta enfermedad en el país requieren de una difusión amplia de los conceptos y recomendaciones, la adopción de protocolos de atención adecuados y una intensa gestión con los diferentes actores del sistema. El carácter crónico de la enfermedad hace que las demoras en adoptar masivamente conductas clínicas y epidemiológicas adecuadas tengan consecuencias irreversibles a nivel individual en una porción importante de población mayoritariamente de escasos recursos.

1.1. Objetivo y audiencia de la Guía

El objetivo de esta Guía es difundir entre el gremio médico, profesionales de la salud del área de enfermería y bacteriología, instituciones prestadoras de servicios, aseguradoras y secretarías de salud, los conceptos y recomendaciones técnicas que deben guiar el actuar con res- pecto a la detección precoz, manejo y tratamiento de las personas con enfermedad de Chagas en Colombia.

En cumplimiento del Acuerdo 117 de 1998, del Consejo Nacional de Seguridad Social en Salud, en el año 2000, por medio de la Resolución 412, el Ministerio de Salud adoptó las normas técnicas y guías de atención para el manejo de las enfermedades de interés en Salud Pública. La enfermedad de Chagas, si bien es una de las enfermedades transmitidas por vectores de mayor importancia en salud pública en el país, no fue en ese momento objeto de Guía de Atención.